La higiene mental

Dentro de todos los campos que comprende la piscología existen términos nuevos que debemos ir conociendo y sabiendo bien qué significan sobre todo porque luego nos servirán de manera fundamental para la exposición de resultados y contar con otro tipo de cultura médica que nunca está de más.

En este artículo queremos tratar sobre la higiene mental que es un término que cada día está más de moda aunque no es exactamente actual sino que los expertos los videosx vienen trabajando desde largos periodos de tiempo hasta que ahora parece que ha quedado mucho más demandado. A continuación queremos darte algunos detalles sobre en qué consiste esto y cómo podemos llegar a ella.

¿Qué es exactamente la higiene mental?

Todos sabemos bien en qué consiste la higiene física y cuáles son las formas de llegar a ella. Sin embargo, la higiene mental no discrepa demasiado y es que estamos ante un término dónde se habla de “limpieza” pero desde el ámbito más puro de la palabra por tanto, si te interesa saber más sobre ello, no debes dejar de leernos en este momento.

Podríamos definir la higiene mental como el sector de la psicología médica que tiene como misión todo lo relacionado con el ambiente en el que vive el hombre para hacer de éste un espacio mucho mejor y más bien relacionado dónde efectivamente, pueda estar en paz y abordando las mejores sensaciones que se puedan tener al respecto.

Una de las misiones principales con las que nos encontramos en este parecer es tratar de poner fin a las situaciones estructurales que puedan interferir en el estado psicopatológico abordando temas como sería hacer de la tierra y del espacio en que realizamos nuestras actividades un mundo mucho más humano y dónde éste se encuentre en paz completa.

El “tratamiento” y la búsqueda de esta higiene mental debe comenzar en las primeras etapas de la infancia puesto que es una manera de ir amoldando al pequeño con las situaciones en que se va a encontrar y lograr que estas no le sobrepasen en ningún momento o al menos, no de una manera estricta.

La-higiene-mental

Formas de llegar a tener una buena higiene mental

Los hábitos saludables y algunas formas de vida se recomiendan expresamente para que la persona se encuentre bien y no tenga que pasar por situaciones traumáticas de una manera cotidiana. A continuación queremos exponerte algunos puntos para llegar a lograr una buena higiene de nuestra mente:

Satisfacer nuestras necesidades básicas

La buena higiene mental comienza desde lo más simple y satisfacer necesidades tales como dormir, comer o tener relaciones sexuales es algo fundamental para conseguir un ambiente adecuado y llegar a ese estado de despreocupación o de sentir que hemos hecho algo de provecho.

Valoraciones positivas

Tanto para uno mismo como para los demás, hacer una valoración positiva de las cosas que se ven que están bien hechas o que se ha conseguido el objetivo inicial, es también una forma de alcanzar la higiene mental puesto que estamos olvidando las malas vibraciones y nos quedamos solo con lo que verdaderamente importa.

Hacer balance del día

El momento en que nos vamos a la cama o que entramos en la ducha (en el caso de que nos vayamos a la misma por la noche) es perfecto para hacer un balance del día y saber desde aquí qué hemos conseguido a favor o qué tenemos en contra puesto que será una manera de mejorar en los aspectos en los que aún fallamos demasiado.

¡No lo dudes! Existen múltiples maneras y acciones de llegar a disponer de una buena higiene mental y ciertamente este detalle te hará mucho más feliz y podrás ir poco a poco, encontrando la paz que siempre has estado buscando por todas partes.